Centros de Desarrollo Infantil: una forma de garantizar el cuidado y la educación en la infancia

Por Emanuel Gall


Los Centros de Desarrollo Infantil -CDI- son lugares abiertos a la comunidad en donde se promueven la formación y los derechos de los niños. En estos espacios se realizan actividades tendientes al desarrollo integral de las infancias, como su educación, recreación, expresión, alimentación y salud. En nuestra provincia están a cargo de la SENAF y funcionan desde 2012. Hoy en día abren las puertas diariamente 15 CDI y hay 4 más en proceso de apertura en el marco del Plan Nacional de Primera Infancia. Hace unas semanas se presentó un plan de construcción de 42 centros nuevos. De forma directa los CDI están atendiendo a 700 niños y niñas (y sus familias) en la actualidad. Conversamos con Bruno Medina, subsecretario de Niñez, Adolescencia y Familia del Ministerio de Desarrollo Social de Tucumán, sobre la marcha de los Centros de Desarrollo Infantil en Tucumán y los desafíos de los dispositivos de cuidado tras dos años de pandemia.




-¿Qué rol cumplen los CDI?

-La primera infancia es una etapa de cuidado porque todo lo que suceda durante los primeros años de vida va a tener una importancia fundamental. Tanto en su presente como en su futuro, si bien las responsables de la crianza de los hijos son las familias y son naturales proveedoras de cuidado, afecto, estímulo y valores, es obligación del estado garantizar el acceso a servicios de calidad para que logren mayores y mejores niveles de desarrollo personal. Garantizar el cuidado y la educación en la primera infancia es esencial para que los niños y niñas ejerzan el conjunto de derechos de los que son titulares. Los CDI son una estrategia que da respuesta a esta franja etaria.

-¿Desde cuándo funcionan los CDI en Tucumán, cuantos hay actualmente abiertos? ¿están distribuidos en los municipios de toda la provincia?

Están a cargo de la SENAF de Tucumán y funcionan desde 2012. Hoy en día funcionan 15 CDI. Y 4 en proceso de apertura en el marco del Plan Nacional de Primera Infancia. De forma directa los CDI están atendiendo a 700 niños y niñas en la actualidad. Recupera un trabajo sectorial entre Ministerios de Desarrollo Social, Educación y Empleo, para generar espacios de cuidados de niños y niñas, hijos e hijas de mujeres que percibían un programa de ingreso mensual y que realizaban su terminalidad educativa en escuelas públicas. Se encuentran localizados en SMT, BRS, Tafí Viejo, Los nogales, Lules, Famaillá, Aguilares Concepción, Juan Bautista Alberdi y Amaicha del Valle.

-¿Cómo funcionan los CDI, qué servicios ofrecen, quienes lo atienden?

-Los CDI son espacios comunitarios que brindan atención integral a Niños y niñas (NyN) de hasta 4 años que además de realizar acciones para instalar tanto en el ámbito familiar como en el comunitario aquellas capacidades que favorecen la protección de los derechos de NyN, también facilita que los adultos responsables puedan realizar la terminalidad educativa o insertarse en el mercado laboral. Estos espacios funcionan en horario de la mañana o algunos en jornada completa, priorizan el ingreso de NyN cuyas familias se encuentran en situación de vulnerabilidad social y contemplan diversas acciones como ser: *Actividades de socialización, estimulación y alimentación de acuerdo a la edad *Fortalecimiento del vínculo del niño con los adultos que conforman el grupo familiar del que son parte mediante espacios formativos, e informativos como talleres, encuentros y eventos *Atención de situaciones problemáticas que puedan presentarse en el entorno del niño o niña y la derivación oportuna al área del estado que corresponda para que atienda esa problemática *La promoción en los actores intervinientes del enfoque de derecho, desde el principio de corresponsabilidad. Los responsables del funcionamiento de estos centros de cuidado son los equipos de trabajo pertenecientes a los municipios, delegaciones comunales u organizaciones de la sociedad civil, a los que se suman en algunos casos docentes pertenecientes al sistema de educación de la provincia. Estos equipos cumplen un rol fundamental en el servicio que ofrecen a las familias y sus comunidades, cuentan con asesoramiento permanente de la SENAF para el desarrollo de actividades con la población infantil y sus cuidados, la preparación de alimentos, vinculación con las familias y diferentes actores comunitarios.




-¿Los CDI articulan con todos los ministerios? De qué manera?

-Los CDI articulan con todos los ministerios, funcionan en el marco de una cogestión entre la SENAF y los municipios, las delegaciones comunales y las organizaciones de la sociedad civil. Cada actor social contribuye con diferentes recursos para sostener el funcionamiento diario de estos espacios a los que se suman el financiamiento nacional y el Plan Nacional de Primera infancia que depende de la subsecretaría de primera infancia, y el aporte de las diferentes áreas del ejecutivo provincial como las Dirección de Políticas Alimentarias, Ministerio de educación y Ministerio de salud.

-¿Los CDI articulan con las instituciones y actores locales? ¿Cómo lo hacen?

-Establecen en cada territorio donde funcionan referentes o instituciones con quienes cada centro se vincula, por ejemplo áreas de salud de los CIC, Centro de Atención Primaria de la Salud (CAPS), escuelas, diferentes áreas de gobierno locales, organizaciones comunitarias y equipos técnicos de los diferentes programas del MDS. -¿A qué público está dirigido?, ¿cómo llegan las familias a los CDI?

-Priorizan en la actualidad el ingreso de NyN cuyas familias se encuentran en situación de vulnerabilidad social o cuando sus referentes adultos necesitan un espacio de cuidado mientras trabajan o estudian o requieren tiempo para desarrollar otras actividades o proyectos de vida. El desarrollo de las temáticas del cuidado de Primera Infancia tiene como ejes transversales el cuidado, el enfoque de derechos de NyN, la perspectiva de género y la territorialidad. Las familias llegan a partir de demandas espontaneas de ellos mismos y de la comunidad, o desde las áreas locales de salud, social, niñez, equipos profesionales y territoriales Para el ingreso de los NyN se realiza una entrevista previa a las familias, de la persona a cargo o referente del centro. Esta entrevista permite tener conocimiento de la particular situación de las familias de las que forman parte. Esto permite desarrollar acciones para acompañar a las familias y en la crianza fortaleciendo los vínculos familiares y comunitarios.

-¿Cómo se trabaja para que las familias participen de los CDI?

-En general se acercan por necesidad de los adultos del grupo familiar, ya sea buscar trabajo o de sostener el que tienen y que los niños no queden al cuidado de otros niños cuando los adultos no se quedan en la vivienda. Y por otro lado también el reconocimiento de que los NyN necesitan de espacio de socialización que estimulen el lenguaje, que accedan a alimentación para ingresar a la educación formal con mayor nivel de estimulación. Hay una demanda social e institucional que entiende que este tipo de dispositivos es un espacio que contribuye a que la primera infancia, cuya familia presenta algún indicador de vulnerabilidad social, pueda crecer superando situaciones de desigualdad que se presentan en sus vidas cotidianas.





-¿Cómo evalúan la incidencia que están teniendo los CDI? Resultados positivos inmediatos y de más largo plazo que pueda citar.

-Con respecto a la población infantil se puede mencionar que a corto plazo es posible observar el desarrollo que cada niño y niña va teniendo en referencia al lenguaje, motricidad, socialización y alimentación. La devolución que nos realizan los docentes de los jardines de infantes de 4 a 5 años que funcionan en las escuelas próximas a los CDI, dan cuenta del buen nivel de socialización, estimulación y saberes con que ingresan los NyN a este espacio educativo formal. En cuanto a las familias los referentes adultos pueden acceder y sostener una actividad laboral y a través de talleres y encuentros sobre diversas temáticas como ser el buen trato, la alimentación en primera infancia, la importancia del Juego, constituyendo estas en estrategias de prevención de situaciones familiares que puedan vulnerar derechos de niños y niñas, y en cada comunidad el CDI se constituye en un actor del sistema de protección de derechos en NyN a nivel local. Creemos que los CDI vienen contribuyendo positivamente en mejorar la llegada de la comunidad a los accesos a controles de crecimiento y desarrollo como también a la gestión de DNI, orientación, asesoramiento y derivación a organismos especificaos sobre atención a cuestiones de violencia o cualquier otra problemática social que puedan surgir en las familias. También se vincula con el programa de prevención de embarazo no intencional en la adolescencia (ENIA) y también facilita el acceso a derechos no solo de la población de NyN del CDI sino también de sus familias y la comunidad porque estas instituciones donde funcionan los centros de cuidado permiten el acceso a información y procedimiento que van a orientar a la comunidad en general. Esto contribuye a mejorar la calidad de vida y la vida cotidiana de las comunidades donde los niños crecen y se desarrollan. -¿Cómo afectó la pandemia a los CDI?, ¿Modificó en algo su funcionamiento?

Durante la pandemia y puntualmente durante 2020 los equipos de los CDI tuvieron que readecuar sus estrategias en torno a la modalidad que se venía realizando y también tuvieron un rol protagónico las comunidades porque son quienes sostuvieron la nueva modalidad de funcionamiento, ya sea de las actividades virtuales que se sostuvieron a través del WhatsApp y cuadernillos virtuales, como la prestación alimentaria diaria que adoptó el formato de vianda. Se sostuvo el vínculo virtual, y en algunos casos presencial con NyN promoviendo en sus familias la realización de actividades y fueron quienes prepararon y entregaron kits con insumos para los niños y sus familias.

-¿Cuáles son las perspectivas de funcionamiento de los CDI para 2022?

-Paulatinamente durante este año 2021 se fue retomando la presencialidad de la población de NyN y se reanudaron actividades grupales con las familias, siempre cumpliendo con el protocolo de cuidado. A medida que la situación sanitaria lo permita vamos a ir haciendo talleres presenciales, por ejemplo los vinculados a la nutrición o las temáticas que fortalezcan el cuidado de la primera infancia en la familia y la comunidad, y generar intercambio, formación y encuentros entre los equipos técnicos de cada CDI como con otras organizaciones con quienes articulamos. Otra acción prevista son las mejoras edilicias en los CDI que ya existen y la construcción de nuevos CDI.

-Se están por construir 42 CDI nuevos en Tucumán ¿Con esto se cubriría la demanda de toda la provincia?

El proyecto de construcción de los nuevos CDI en Tucumán forma parte del ministerio de Obras Públicas y fue suscripto un convenio entre el Ministerio de Obras Públicas de la Nación, la unidad ejecutora del Ministerio de Desarrollo Social de Tucumán, y municipios y comunas donde se van a emplazar los nuevos CDI. La construcción de nuevos centros CDI permite ampliar la cobertura de espacios de cuidado de primera infancia pero la demanda al ser alta desafía al gobierno provincial a continuar sumando CDI principalmente en el interior de la provincia, una meta a largo plazo en la que hay que trabajar sería que cada municipio y delegación comunal tenga por lo menos un CDI Poder responder esta demanda requiere del compromiso y del trabajo articulado de las diferentes áreas del estado a nivel local, provincial y nacional como así también de las organizaciones y las comunidades para ofrecer a la primera infancia tucumana espacios de cuidado que cumplan con estándares de calidad que requieran cuidados de esta franja etaria. Por estándares de calidad nos referimos a indicadores que permiten observar todo lo referente a los espacios físicos donde funcionan los CDI, a los equipos de cuidado, a la cobertura en relación a la población infantil, residente en la zona donde está ubicado el CDI, los vínculos institucionales con el gobierno local o las áreas de las que depende el centro. Estos parámetros sirven para evaluar y mejorar. Estos estándares no son un límite sino un punto de partida que no califican sino que proponen dar cuenta de aquellos aspectos que aun es necesario seguir fortaleciendo en cada CDI El gobierno de la provincia de Tucumán trabaja para ampliar la cobertura de los CDI, mejorando y ampliando el número de CDI por un lado, y garantizando a la primera infancia su cuidado.

Entradas recientes
Archivo
Secciones